El Sector de Enseñanza de FeSP-UGT reclama que se ponga freno a la situación de discriminación del profesorado interino

El Sector de Enseñanza de FeSP-UGT denuncia las diferencias existentes en cuanto a equiparación salarial entre los docentes interinos y sus compañeros funcionarios. UGT Enseñanza considera que se ha generado una situación altamente discriminatoria entre ambos grupos, toda vez que, aunque unos y otros desarrollan idénticas funciones y a lo largo de los mismos periodos escolares, la consideración es muy distinta. A ello, se añade, además, la diferente situación del profesorado interino en función de la comunidad en la que ejerza, como cada poco tiempo lo recuerdan diferentes sentencias judiciales ante recursos individuales.

Sobre la más reciente, hecha pública la semana pasada en Madrid, UGT Enseñanza advierte de que no debe dar lugar a falsas expectativas, toda vez que el fallo del juzgado de lo contencioso-administrativo nº 11 de Madrid sobre el reconocimiento del abono de las retribuciones veraniegas, es recurrible en apelación ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, por lo que la sentencia no es firme ni aplicable en el momento actual.

En caso de que el fallo, por no prosperar el recurso, llegara a ser firme, podrían realizarse las reclamaciones de los últimos cuatro años –los anteriores estarían prescritos-, siempre que se dieran las mismas condiciones entre la situación de los interinos reclamantes y el que fue objeto de la sentencia.

Desde el año 2012, el 30 de junio es la fecha en la que el profesorado interino de los cuerpos docentes debe afrontar su cese en la mayor parte de las comunidades autónomas. Hasta 2010, los interinos habían venido percibiendo la retribución correspondiente a las vacaciones de verano. Pero, a partir del curso 2011-2012, diversas comunidades autónomas revocaron el derecho a cobrar ese salario de igual manera que lo haría un funcionario de carrera.

Hasta entonces, profesoras y profesores contratados al inicio de curso para  cubrir una plaza vacante en colegios e institutos estaban empleados durante todo el curso escolar: hasta el 31 de agosto del año siguiente o, en el caso de las enseñanzas medias, hasta el 14 de septiembre. De  ese modo, seguían percibiendo su retribución durante los meses de julio y agosto y completaban las tareas de septiembre con los exámenes de recuperación.
 
La situación cambió radicalmente a partir de entonces y ha dado lugar a desigualdades notables, tanto respecto al profesorado funcionario como respecto a los propios docentes interinos -es distinto un contrato por vacante o por sustitución- y por territorio. De hecho, alguna comunidad como Castilla-La Mancha sigue realizando las contrataciones hasta el 30 de junio.

FeSP-UGT denuncia la situación por la que atraviesa un colectivo que, según datos del Ministerio de Educación, supone un 20,5% del profesorado de la enseñanza pública no universitaria, y que ha padecido de una forma todavía más intensa que sus compañeros funcionarios las consecuencias de la crisis y los recortes económicos.

Por ello, vuelve a exigir la homologación de las condiciones económico-laborales del profesorado interino con las del resto de los compañeros funcionarios y reclama a las Administraciones educativas la restitución de los derechos perdidos, así como el reconocimiento de los servicios prestados.

 

 

CURSOS GRATUITOS PARA TRABAJADORES

CANAL YOUTUBE

ÚLTIMOS TWEETS

SÍGUENOS EN FACEBOOK

 

 

 
IR ARRIBA