"Todas la Comunidades excepto la Generalitat tienen ya fecha de devolución de la extra. Nos deben la de 2012, 2013 y 2014"

 

Joana Mor Biosca (Lleida, 1963) es afiliada a UGT desde 1996. Comenzó como delegada sindical y de prevención del Departament de Acció Social i Ciutadanía de la Generalitat de Catalunya. Posteriormente pasó a formar parte de la Ejecutiva de Lleida como Secretaria de Administración Autonómica y ocupó después el cargo de Secretaria de Formación de la FSP-Lleida. El 8º Congreso de la FSP-UGT la nombró secretaria federal del sector Local, Autonómica y Servicios a la Comunidad, cargo refrendado en el 9º Congreso de 2013

El presente mandato de la FSP-UGT empezó con una victoria de sindicato, en relación a la huelga de limpieza en Madrid. La acción sindical consiguió salvar tanto el salario como el  empleo de trabajadores y trabajadoras que planteaban las empresas de las contratas…

Sí, fue una huelga que duró trece días. Se produce ante la negociación del convenio de la limpieza viaria.  El Ayuntamiento aplica una bajada salarial importante y las empresas, para ser competitivas, aplican otro porcentaje de bajada de salarial. Esto supone para trabajadores y trabajadoras un 33% menos de sueldo. Además contempla una pérdida de 1200 puestos de trabajo. Ante estos hechos se convoca una huelga, cuyo resultado es la victoria de los trabajadores: ningún empleo perdido y ningún recorte salarial. Se aplica un ERTE temporal que en estos momentos ya no está en activo porque las empresas lo han retirado (excepto OHL, que lo tiene stand by). Es digno de reseñarse la unión que existe en este colectivo de limpieza viaria, donde los trabajadores se movilizan y hacen huelga todos a una, demostrando que si existe unidad, las causas se ganan.

Resulta muy paradójico que un Gobierno que se enfrenta a un grave problema de paro decida recortar empleo público en una cantidad que asciende a 400.000 empleos perdidos ¿Cuánto empleo se ha perdido en la Administración Local?

Se ha pedido casi un 20% de empleo. La local es una administración donde existe mucha temporalidad; hace mucho tiempo que no se convocan plazas ni se aplica la tasa de reposición. Estos factores han dado como resultado que entre 2011 y 2015 se hayan perdido unos 40.000 empleos en las administraciones locales. La Ley Local es un desastre con mayúsculas. Costó mucho tiempo sacarla adelante. Hubo trece o catorce borradores y nunca nos llamaron a los sindicatos para una negociación real. Nos llamaron a hacer alegaciones, pero a fin de cuentas no nos dejaron más que corregir algún error ortográfico. Cuando esta ley salió aprobada UGT hizo todo lo posible para llevarla al Tribunal Constitucional. Esta instancia ha declarado inconstitucionales algunos puntos de la ley. Es poco, pero es un primer paso importante.

UGT considera imprescindibles los servicios que Ayuntamientos y Diputaciones prestan a la ciudadanía. ¿En qué se basa esta defensa de los entes locales?

La Administración Local parece la pariente pobre de todas las administraciones; es la más vapuleada, y debería ser la más mimada. Porque la Administración Local es la que primero llega a las personas y la primera que le presta servicios a la ciudadanía. Los ayuntamientos han tenido que generar unos servicios que no estaban previstos hace diez o quince años, y mientras ha habido dinero en las arcas municipales -con el boom del ladrillo- no ha habido problemas en la dotación presupuestaria. Cuanto estalla la burbuja las arcas se vacían y se dan cuenta de que para ciertos servicios no hay dinero. La Ley Local dice que los servicios que no puedan prestar los ayuntamientos los tienen que prestar las Diputaciones. Si ahora resulta que quieren eliminar las Diputaciones, ¿qué va a suceder? UGT defiende las Diputaciones porque son entidades muy importantes en el medio rural, porque son las que prestan servicios a los pequeños municipios –España tiene 8.116 municipios- y cohesionan el territorio.

El Sindicato de Agentes Forestales de UGT –un colectivo muy comprometido con el medioambiente-  ha mantenido muy activa su lucha durante toda la legislatura, por ejemplo contra la ley de Montes, deja vía libre a las comunidades autónomas para la recalificación de suelo que haya sufrido incendios. La ley afectará a más de 54% de la superficie del país, considerado suelo forestal. Son 27,7 millones de hectáreas de las que dos terceras partes son de propiedad privada.

Esta Ley está hecha a medida de los terratenientes. Hay personas que poseen mucho terreno en montes y no les sirve para nada; solo para tener que limpiarlos para evitar incendios. Algunos de ellos cuentan incluso con flora y fauna protegida. Es llamativa tanto la cantidad de incendios que hay en estas zonas como el hecho de que las administraciones se laven las manos con respecto a estos incendios provocados –basta tirar del hilo para verlo- por los cabezas de turco de estos terratenientes.

En cuanto a los Bomberos, UGT ha mostrado su preocupación por la incapacidad del Gobierno de poner en marcha un plan de prevención efectivo e  incrementar las plantillas. También ha denunciado el intento de algunos Gobiernos autonómicos de crear cuerpos de Bomberos privados…

Durante estos años de crisis la tasa de reposición para los bomberos ha sido de cero. Ahora sí empiezan a convocar algunas plazas. Concretamente en los cuerpos de bomberos nos encontramos con falta de medios, falta de recursos humanos… Sin ir más lejos, hace dos semanas en Oviedo murió un bombero en acto de servicio, extinguiendo un fuego en un inmueble que era una tea. Era todo de madera y el tejado cedió. Esto ha tenido bastante repercusión mediática, pero no ha sido el primero y por desgracia tampoco será el último bombero que muera en acto de servicio. Esto sucede por falta de medio y de recursos. Las empresas privadas de extinción de incendios de Galicia no tienen preparación suficiente para enfrentarse a estas catástrofes. Llegan al incendio sin conocer el terreno, ni la ruta, con camiones que tal vez son demasiado altos, cortos de eje y que tienen tendencia a volcar, etcétera. En la ley de prevención de riesgos laborales no entran los bomberos porque se les considera un cuerpo especial.

La campaña de UGT “Un policía, un chaleco” se puso en marcha para poner en evidencia la inseguridad de un cuerpo profesional cuyo cometido es precisamente velar por la seguridad de la ciudadanía, y más en un época de alerta derivada de los atentados terroristas que han sacudido a Europa…

España está ahora mismo en alerta 4 por amenaza terrorista. Desde UGT pedimos no sólo un equipamiento adecuado para los policías locales, que además trabajan a pie de calle y serán seguramente los primeros que se enfrenten a la crisis o a la catástrofe en caso de atentado. Pedimos también una adecuada coordinación entre los policías locales y otros cuerpos pertenecientes a las Fuerzas de Seguridad del Estado.

Otro logro ha sido que el Gobierno ha comenzado el proceso que permite a los policías acceder a la jubilación anticipada…

Es verdad que el  Gobierno del PP, antes de las elecciones, nos prometió que va a poner en marcha la reducción de la edad de jubilación de este colectivo. Se hizo una encuesta a 105 ayuntamientos de tamaños diferentes. Estamos en la fase en que, ya después de las elecciones, este tema se ha ralentizado. Les hemos preguntado varias veces cómo llevan el asunto y nos responden que se está elaborando el informe, pero percibimos que el tema está paralizado. Si esto no avanza vamos a convocar movilizaciones, actos de presión y todas las medidas que creamos oportunas, porque la edad media de los policías locales supera los 50 años. Necesitamos reponer efectivos jóvenes. La inversión en empleo es positiva tanto para los trabajadores como para la ciudadanía, que paga sus impuestos merece una protección garantizada y unos servicios públicos de calidad.

Y en cuanto a la recuperación de la paga extra de los empleados y empleadas públicas…

El Gobierno ha anunciado que se debe devolver la paga extra que se nos quitó en 2012. Esta noticia ha sido bien recibida, pero existen Comunidades Autónomas que están sometidas a la dotación presupuestaria y han tenido que negociar este tema en sus respectivas mesas de Función Pública. A día de hoy en todas las Comunidades hay ya una fecha de devolución. En todas excepto en la Generalitat de Catalunya, que debe a sus empleados y empleadas la paga que les quitó en 2012, en 2013 y en 2014. Todavía no nos hemos sentado para ver cuándo nos va a devolver estas pagas extraordinarias sustraidas. Nos las quitaron de oficio y nos las deben devolver de oficio, porque bastantes sacrificios hemos hecho ya los trabajadores y trabajadoras de la Generalitat.

IR ARRIBA