UGT apoya la marcha contra las violencias machistas que tendrá lugar en Madrid el 7 de noviembre

La Unión General de Trabajadores apoya la Marcha Estatal contra las violencias machistas que tendrá lugar en Madrid el próximo día 7 de noviembre y convocará, como todos los años, una campaña de movilización de cara al Día Internacional para la eliminación de la violencia sobre las mujeres, que tendrá lugar el 25 de noviembre.

Hace años que el sindicato viene advirtiendo que la crisis económica no puede servir de excusa para justificar retrocesos en la lucha contra la violencia sobre las mujeres y en las políticas de igualdad, a través de los documentos y actos convocados con motivo del 25 N. En este sentido, UGT continúa demandando el aumento de los recursos para combatir esta lacra y reclamando que el apoyo a las víctimas de violencia pase a ser una prioridad para el Gobierno.

UGT considera que, entre otras medidas, hay que hacer un esfuerzo por sensibilizar e informar a las mujeres víctimas de violencia de todos los instrumentos a su alcance: psicológicos, jurídicos, laborales y económicos; aumentar la inversión en igualdad entre mujeres y hombres para eliminar las barreras sociales, laborales y económicas; recuperar y reforzar las acciones en el ámbito educativo contra la violencia de género, y de forma prioritaria en la infancia y adolescencia y mejorar la colaboración entre todas las administraciones competentes, con el fin de coordinar las actuaciones del conjunto de profesionales implicados en el tratamiento de las víctimas de la violencia de género, sanitarios, servicios sociales, cuerpos policiales y de seguridad, judicatura, fiscalía, servicios de empleo, etc.

En el ámbito laboral, el sindicato reitera que es preciso impulsar el trabajo coordinado de los interlocutores sociales y el Gobierno para mejorar la actuación de las empresas, tanto en la contratación como en la vigilancia y control del respeto a los derechos laborales de las trabajadoras víctimas de violencia de género.

Solo a través de una respuesta integral podremos erradicar la violencia contra las mujeres, mediante actuaciones en el ámbito laboral, educativo, institucional e internacional, además de poner todos los esfuerzos, a través de la negociación colectiva, para luchar eficazmente contra  un problema frente al que toda la sociedad debe actuar.

IR ARRIBA